ESTILO DE VIDA EN TRABAJADORES DE LA UNIVERSIDAD ADVENTISTA DE CHILE.

  • Ismael Morales Ojeda Universidad Adventista de Chile
  • Sandra Henríquez Figueroa Universidad Adventista de Chile
  • Priscila Fuentes Vera Universidad Adventista de Chile
  • Patricia Muñoz Villanueva Universidad Adventista de Chile
  • Paulina Jara Belmar Universidad Adventista de Chile
  • Darynka Parada Jimenez Universidad Adventista de Chile
  • Gladys Patricia Robledo Universidad Adventista del Plata
Palabras clave: Calidad de Vida, Trabajo, Salud

Resumen

Objetivo: Describir el estilo de vida en trabajadores de la Universidad Adventista de Chile.  Metodología: Estudio de tipo cuantitativo, transversal, realizado en 160 trabajadores: docentes, administrativos y personal de servicio en la Universidad Adventista de Chile. Para la evaluación se utilizó el instrumento SF-36 el cual evaluó 10 dimensiones de estilo de vida, con puntajes de 0 a 100, y calificó a la población según un componente de Salud Física y otro de Salud Mental. El estudio fue aprobado por un comité de ética de la universidad y sus datos procesados con Spss v.22. Resultados: La media de edad de la población estudiada fue de 42,3 años, de religión adventista en un 81,4%. Con diagnóstico de hipertensión en un 15,8%, diabetes en un 8,6%, y dislipidemia en un 6,3%. Según los promedios obtenidos, las dimensiones mejor satisfechas fueron: Función Física (89%), el Rol Emocional (83,87%), la Función Social (82%). Entre las dimensiones insatisfechas se encuentra: Salud General (55%) y Vitalidad (63%). En cuanto a la evaluación general del instrumento, el componente de Salud Física tuvo una media de 74% y el componente Salud Mental una media de 77,8%. Conclusiones: La medición de la calidad de vida en lugares de trabajo permite establecer intervenciones que facilitan el desarrollo del personal docente, administrativo y de servicios. Con ello se pretende, dentro de la estructura de una universidad saludable, identificar necesidades físicas o mentales en pro de la humanización del trabajo. En el caso de la población estudiada se han identificado fortalezas en las dimensión física, emocional y social. Con una necesidad de mejorar la Salud General y la Vitalidad, las cuales pueden estar alteradas debido a factores no modificables como lo son: la edad y las enfermedades hereditarias.  A pesar de ello, la Salud Física y la Salud Mental poseen evaluaciones cercanas al 75% lo que indica un buen nivel de calidad de vida en la población.

Publicado
2018-11-22